Reciclar o no reciclar. Eco-discursos y demás pamplinas.

basura, reciclar, medio ambiente, ecologismo

“The Sun in the Trash” de Momo Calasbicetta.


Los ecologistas son pesados, muy pesados. Y los hay a montones, no digo ecologistas serios, de los de verdad, si no de los otros, ecologistas fáciles, de pacotilla. De poner una bombilla de bajo consumo en el salón para ahorrarse unos euros e ir comentándoselo a todo el que se encuentran. Y es que ahora se lleva eso de los ismos, que si ecologismo, comunismo, capitalismo, anarquismo,  feminismo… La cosa es estar en uno, y como los que más se ven por la tele y por Internet son el ecologismo y el feminismo, pues todo Cristo se apunta a ellos. Pero la cosa es que aunque haya ecologistas por todas partes, siempre con el mismo eco-discurso, las tres R, los problemas medio ambientales van cada vez a peor. Los verdaderos causantes no son los que salen en la tele, si lo fuesen ya se habrían tomado medidas serias. La gran amenaza del planeta es el dinero, los negocios más contaminantes son precisamente los que más millones mueven. La basura y la ganadería industrial. 

Cada vez que comemos generamos mucha mierda, todo viene envasado en plásticos, cristales y cartones. Y es que el futuro del planeta no está en los contenedores de colores, podemos reciclar toda la basura que queramos, que seguirá siendo basura. La cual no siempre se recicla, si no que se acumula lejos de nosotros, y al reciclarse produce un gasto de energía totalmente innecesario.

El sistema de reciclaje actual es, con excepción del aluminio, ineficiente y perjudicial para el planeta, existen alternativas ya en marcha que, aunque poco promovidas, ya han demostrado su eficacia.

VIDRIO:

El proceso de reciclaje desde su producción a su ¿re-producción? Se resume en:

1. Producir el envase y rellenarlo.
2. Transportarlo al punto de venta.
3. El consumidor, eje clave en el proceso, lo compra, usa y tira en el contenedor verde (es el verde, ¿no?).
4. Un camión lo transporta a donde sea que lo tenga que transportar, lo llaman “planta de tratamiento” un sitio que generalmente está a tomar por culo, nadie quiere vivir cerca de un basurero o una plante de reciclaje.

         -Aquí, confiamos en que nuestra basura sea reciclada de verdad-

5. Se separa el vidrio de los materiales “intrusos”, metales, papeles…
6. Se lava.
7. Se tritura hasta convertirse en calcín.
8. Se produce el vidrio nuevo y reciclado, esto se hace por fundición, fundir el vidrio consume mucha energía, es de las industrias que más energía necesita. El vidrio normal es de cuarzo, que se derrite a partir de los 2.000ºC, así que se utilizan vidrios hechos de silicato sódico, que se calientan con petróleo y electricidad a partir de 1400ºC, aunque nuestro polvo reciclado se funde a 871ºC, un ahorro considerable.
9. Se envasa el nuevo vidrio, las empresas que envasan sus productos son las que financian el reciclaje, no me extraña, les sale más barato.

10. Transporte a la tienda y posterior venta.

Un proceso largo, lo mires como lo mires, la cantidad de petróleo, agua y electricidad necesarias es enorme. Sólo para fundir cristales y hacer otros nuevos, ¿no es un rodeo un poco tonto?

ALTERNATIVAS:

– Devolver el envase:

Reciclar, reutilizar.

Imagen de ElPaís, haz click para leer el artículo.


1. Lo compras.

2. Cuando lo gastas lo devuelves a la tienda y que te devuelvan el precio del envase. En muchos supermercados europeos se hace así.

3. La empresa recoge sus envases, los limpia, desinfecta y los vuelve a rellenar, listos para su venta.
Este proceso es más barato para todos.

– No devolver el envase:

Simplemente tener tus propios envases, nada más.

Puedes reutilizarlo las veces que sea, botes de aceitunas, botellas de cristal, cualquiera sirve. Puedes comprar al granel, muchísimo más barato, el packaging a veces es más caro que el contenido en sí.

Yo lo veo rentable.

PAPEL Y MADERA:

Reciclar papel.

El proceso es más o menos el mismo, sin embargo, hay quienes afirman que reciclar consume menos energía y otros que dicen que consume más, el debate sigue abierto. De todas formas, el papel virgen podría ser mucho más beneficioso para el planeta.

Josheph Heath, en su libro Filthy Lucre: Economics for People who Hate Capitalism dice: “¿Por qué hay tantas vacas en el mundo? Porque la gente come vacas. No sólo eso, el número de vacas que hay en el mundo está ligado al número de vacas que se comen. Si la gente decidiera comer menos ternera, entonces habría menos vacas. Lo mismo ocurre con los árboles.”

Cuantos menos árboles necesitemos, menos nos preocuparemos por ellos.

ALTERNATIVAS:

Suecia es el tercer productor mundial de papel y madera, cuidan su bosque precisamente porque viven de él, por cada árbol talado se plantan tres, los bosques suecos son de los pocos que en lugar de morir crecen. Gabón es el mayor productor mundial de madera okume, utilizan un sistema de tala selectiva, sólo un árbol por hectárea, así el bosque tiene tiempo de regenerarse. Producir papel y madera de forma responsable es beneficioso para los bosques. Depender de los bosques y ellos de nosotros, un eco-sistema.

PLÁSTICO:

Plástico, playas, reciclaje, basura.

Playa de Midway, si clickeas te enlaza a un video sobre ella.

Pues la verdad es que el plástico que separas y depositas en el contenedor amarillo como buen ciudadano que eres… No se recicla. La mayoría se incinera, y el resto se arroja a países  pobres, mares y sitios de los que nadie se va a preocupar. En fin, que es una estafa. Lo único que tiene de bueno es que es barato, para las empresas.

ALTERNATIVAS:

El plástico se produce con petróleo, no es biodegradable, mata a millones de animales marinos y otras tantas aves. Sería más beneficioso para el planeta utilizar plástico que no fuesemos a tirar, como una maleta o un teclado de ordenador, pero no plástico de embalajes o de un sólo uso. Cuanto menos plástico haya que producir, menos tortuguitas morirán ahogadas.

Las anillas de tus latas de Friki-Cola mataron a esta tortuguita: “Aunque las cortes me las voy a tragar igual, retrasado de m*****.”

(Foto del relato de Enrique Páez.)

ALUMINIO:

Su reciclaje se lleva haciendo desde hace mucho, y es una práctica efectiva, el aluminio es lo único que vale la pena reciclar.
Así no es necesario explotar las minas y producirlo otra vez a partir de su mineral.

Conclusión, excepto el aluminio, reciclar no sirve de mucho, bueno sí, para separle los materiales gratis a las recogedoras, ahorrarles gastos a las empresas, y sentirnos mejor, aunque basura sigamos haciendo igual. Si nos preocupael medio ambiente, preocupémonos de hacer menos basura, que es lo que apesta.

Aquí unos enlaces interesantes:

Corto “Ilha das Flores” de Jorge Furtado.
Alternativas Zero Waste de Lauren Singer.
¡Fin del post!

La depilación íntima, íntima es.

No depilarse

“El origen del mundo”, de Gustave Courbert.

En una ocasión, unos conocidos, chicos y chicas, se estaban pasando una foto entre risas. Cuando me la enseñaron, la verdad es que no le vi la gracia. Quien me la estaba enseñando sonreía y se aguantaba la risa mientras esperaba la misma reacción por mi parte. Pero no. No me reí, me que cuajada. De lo que se reían tanto era de una foto de un coño sin depilar.

Sigue leyendo

Don´t give a fuck.

Lucha, sé fuerte, sé tú mismo.

“La gran ola” de Hokusai. Enfréntate al qué dirán.

“No tienes ni idea”, “eso no es así”, “tú no puedes entenderlo”. Cuando nos topamos con algo extraño, la reacción común es el rechazo, es normal, aunque el que sea normal no significa que sea lo más acertado, pero es así. La vida es mucho más fácil si todo es igual, si no hay cambios, e interactuar con los demás es mucho más fácil si se parecen a nosotros. Es por eso que las nuevas ideas, gustos, opiniones, cualquier cosa un poco rocambolesca no nos gusta. Las burlas, insultos, y críticas en general están garantizados. No podemos permitir que alguien no sea como nosotros, hay que atacar, y con ese ataque al mismo tiempo nos estamos defendiendo, nos defendemos de… ¿De qué?

Sigue leyendo